En estos últimos años se viene incrementando el costo de la mano de obra en el campo, frente a esta situación, masivamente se viene utilizando herbicidas para el control de plantas invasoras, con la consecuente contaminación del ambiente; amerita pues un monitoreo de impacto ambiental de la aplicación de estos insumos, sobre todo a la salud de los trabajadores, así como es necesario rentabilizar otras tecnologías ecológicas alternativos a los herbicidas.